Anorexia y/o Bulimia

Home > Adultos > Anorexia y/o Bulimia

¿Qué es la anorexia y la bulimia?

La anorexia y la bulimia son dos trastornos de la conducta alimentaria. La anorexia es la incapacidad de la persona para seguir un plan alimentario equilibrado y necesario tomando la decisión de no comer para perder peso.

Entre los síntomas principales se encuentra la preocupación obsesiva con la imagen, la pérdida de peso, la pérdida de la menstruación, enfermedades y debilidad física y la distorsión de la imagen corporal. También es frecuente un cambio de carácter, o la aparición de ansiedad y depresión.

Otros comportamientos frecuentes que aparecen en personas que sufren anorexia son la hiperactividad o la práctica excesiva de deportes, los rituales con la comida (contar calorías, cortar a trozos pequeños la comida, secar el aceite de los alimentos,…), el uso de laxantes o diuréticos, tener vómitos autoprovocados, evitar comer en familia, mentir, negar la enfermedad, aislarse socialmente, evitar mostrar su cuerpo (no van a la playa, llevan ropas anchas,..), baja autoestima, mantener una alta autoexigencia y afán de perfeccionismo, a la vez que sienten inseguridad y un marcado miedo al fracaso. En algunos casos existe un rechazo de las responsabilidades aunque en ocasiones se refugian en el trabajo o en los estudios.

La bulimia nerviosa consiste en el deseo de controlar el peso y la comida y se caracteriza por la presencia de atracones recurrentes. Un atracón es la ingesta de comida en un corto espacio de tiempo (p. ej., en un período de 2 horas) en una cantidad superior a la que la mayoría de las personas ingerirían en un período de tiempo similar y en las mismas circunstancias. También es remarcable la sensación de pérdida de control sobre la ingesta del alimento (p. ej., sensación de no poder parar de comer o no poder controlar el tipo o la cantidad de comida que se está ingiriendo). Como consecuencia de la culpa que provocan estos atracones aparecen conductas compensatorias inapropiadas, de manera repetida, con el fin de no ganar peso, como son la provocación del vómito, el uso excesivo de laxantes, diuréticos, enemas u otros fármacos, el ayuno o un ejercicio excesivo. La propia percepción de la persona está exageradamente influida por el peso y la silueta corporal.

Otros síntomas importantes son los cambios de humor, depresión y desmotivación, sensación de impulsividad y de pérdida de control y de desorientación vital. Es frecuente que se evite comer en público y que acuda al WC justo después de las comidas. También es marcada su impulsividad, la  baja tolerancia a las frustraciones, la inestabilidad en las emociones y la irritabilidad.

¿Cuál es el tratamiento?

El tratamiento contempla la intervención de distintos profesionales. Por un lado el psiquiatra se ocupa de la estabilización de los estados ansioso-depresivos a través de un tratamiento farmacológico. También se ocupará del seguimiento del peso corporal y el restablecimiento de otros signos orgánicos que se hayan visto alterados. Por otro lado, el psicólogo colabora en la modificación de las conductas negativas utilizando diversos tratamientos psicoterapéuticos.

También es importante la implicación de la familia en el tratamiento, no sólo como apoyo sino en ocasiones como reforzadores del tratamiento en el ámbito de la familia.

En algunos casos, si el paciente lo desea, se puede programar y sería recomendable un ingreso hospitalario.

  
 
 

¿Desea realizar alguna consulta?

Blog de Centro Bonanova

Nuestros Profesionales de Centro Bonanova

Quienes Somos en Centro Bonanova